Luz verde a la comercialización de la hoja de 'stevia' PDF Imprimir E-mail

 

Una sentencia del Juzgado de lo Contencioso-Administrativo número 4 de Granada, que anula una sanción impuesta a una empresa por la Junta, sienta precedente porque reconoce resoluciones de tribunales de la UE respecto al uso de esta planta como edulcorante

El Juzgado de lo Contencioso Administrativo número 4 de Granada ha anulado la sanción impuesta por la Consejería de Salud de la Junta de Andalucía a la mercantil granadina Stevigran, por la utilización de la hoja 'stevia', un edulcorante sustitutivo del azúcar. La sentencia judicial, con fecha del pasado día 10, a la que ha tenido acceso EL MUNDO, estima las alegaciones de la empresa y se apoya en la legislación y jurisprudencia de países de la Unión Europea para establecer que la 'stevia' es un alimento que se consumía con anterioridad a 1997, año en que entró en vigor el reglamento comunitario que fijó que los productos nuevos deben de solicitar a las autoridades sanitarias permiso para el consumo y comercialización.

La Consejería había sancionado en un principio a Stevigran con 5.000 euros de multa, que rebajó -tras recurso de la empresa- a 3.001. La mercantil granadina recurrió en los tribunales contra esta sanción por "una infracción grave", prevista en la Ley de Salud Pública de Andalucía por la "promoción o venta" para uso alimentario o "la utilización o tenencia" de aditivos "o sustancias extrañas" cuyo uso no esté autorizado por la normativa vigente en la elaboración de un producto para el mercado alimenticio aunque no signifique riesgo directo para la salud de los consumidores.

La 'stevia' es una planta que crece en zonas tropicales de Paraguay y Brasil, donde se ha usado secularmente como edulcorante. Su cultivo está siendo introducido paulatinamente en la Vega de Granada como alternativa al del tabaco y también en otras provincias de Andalucía, Extremadura y Levante. Está considerada beneficiosa para el tratamiento de la obesidad y la hipertensión arterial, adecuada para diabéticos porque regula los niveles de insulina y glucosa, según diferentes estudios manejados por los partidarios de su cultivo y comercialización. Su nombre científico es 'stevia rebaudiana bertoni', planta de la familia de las asteráceas, que produce un glucósido capaz de endulzar 300 veces más que el azúcar refinado, según estudios de principios del pasado siglo.

La empresa alegaba que no existe causa de sanción, ya que se comercializó la hoja de 'stevia rebaudiana' como "de uso general", apuntando además su amplia utilización internacional para concluir que no tiene la consideración de nuevo alimento. En este sentido, los representantes de Stevigran aportaron los antecedentes, normativa y jurisprudencia acerca de la elaboración y comercialización de productos derivados de la 'stevia' en Europa, invocando jurisprudencia europea que acredita que el consumo de esta hoja seca "no es nuevo alimento en los términos del Reglamento comunitario, puesto que su consumo ha sido probado suficientemente antes de su entrada en vigor", en mayo de 1997, según sentencias de tribunales alemanes.

En consecuencia, continúa el fallo judicial -al que ha tenido acceso EL MUNDO se entiende que el informe de la Agencia Española de Seguridad Alimentaria y Nutrición (ACOSAN), de 25 de marzo de 2015, al que apeló la Junta, "no resulta aplicable porque va en contra de la jurisprudencia mencionada al no ser un nuevo alimento y, por ello, no estar sujeto a autorización".

Así, la sentencia, que firma el magistrado Antonio Iglesias, refiere que el Tribunal Superior de lo Contencioso Administrativo de Baviera determinó ya en el año 2000 que la 'stevia' no es un nuevo alimento y, en el mismo sentido, el Tribunal de Justicia de la Unión Europea (TJUE), en abril de 2011, instó a las autoridades sanitarias de cada Estado miembro a comprobar si un producto con características parecidas a las del caso constituye un alimento o ingrediente alimentario nuevo. En este escenario, la sentencia proclama que "es claro que el producto está autorizado en otros países de la Unión Europea y aunque admite que el pronunciamiento de tribunales nacionales de países miembros de la UE no vincula a la jurisdicción contencioso administrativa española, concluye que el fallo "no puede ser distinto al de las sentencias de los tribunales alemanes invocadas por la parte recurrente".

Stevigran había solicitado autorización en 2010 para la puesta en el mercado español de la hoja seca "y la propia Administración" -recuerda la sentencia- "le informó que su solicitud quedaba pendiente de la postura que el TJUE adoptase", por lo que "debe de compartirse el criterio de los tribunales alemanes" por cuanto "la normativa española no establece de manera clara que el producto estuviese sujeto a autorización", por lo que falla a favor de la e presa "atendiendo al principio general del Derecho que rige en el ámbito administrativo: lo que no está prohibido se entiende permitido".

 

Fuente: Periodico El Mundo. 16 Mayo 2017

 

 

Productos especiales